REFLEXIONES PARA COMENZAR EL AÑO por PEP BADA

Feliz 2008 para todos. Esperemos que éste sea un año de alegrías, sueños realizados, esperanzas concretadas, de muchas enseñanzas y aprendizajes que ayudan a formarnos como personas y …. si además hacemos muchas marcas y ganamos en el campo de juego mejor.

Hemos terminado un trimestre de trabajo en la escuela y es momento de hacer revisión de los éxitos y de los déficits.

En primer lugar hemos de felicitarnos de que tenemos en competición un equipo de infantiles. El equipo es el quinto clasificado de su grupo pero es el tercer máximo realizador de puntos y que no ha acabado con su marcador a cero en ningún partido. Estamos satisfechos ya que es un equipo formado por diez jugadores de la categoría, algunos de ellos sólo llevan jugando tres meses, reforzados por alevines de segundo año. En todo momento han sudado la camiseta y han defendido los colores del club con honor y han de ser felicitados. Ahora han de empezar la segunda vuelta y hemos de ver como discurre esta nueva fase de la competición.

En segundo lugar tenemos el resto de categorías de la escuela. Los responsables de las diferentes categorías siguen trabajando duro, con resultados positivos en las competiciones y con una asistencia de bastantes niños sobre todo en las categorías más inferiores. Nuestros jugadores se siguen destacando por su saber estar cuando nos desplazamos a otros clubes y sentimos que somos bien recibidos tanto por nuestra filosofía de juego, espíritu deportivo y nuestro comportamiento.

En tercer lugar hemos de agradecer la implicación y colaboración de las familias en las diferentes actividades como son los encuentros de escuelas, los partidos de infantiles, las actividades extras,.. hay personas que trabajamos en el día a día pero sin la colaboración de otros padres en momentos especiales las cosas no podrían salir.

Por último agradecer el trabajo que está haciendo María Lillo con el tema de la promoción del rugby, este año hemos conseguido la incorporación de algunos chicos a partir de la Escola Municipal de Rugby y de la promoción en colegios.

Pero detrás de estas felicitaciones me veo obligado a repasar algunos de los déficits que arrastramos desde hace algún tiempo y que pueden condicionar el futuro tanto a nivel de escuela como de club.

En primer lugar hemos de trabajar con vistas a un tener el año que viene un equipo de cadetes, tendrán que ser chicos nacidos el año 1992 o 1993 para que los cadetes de primer año que este año no tienen equipo y los infantiles de segundo año de esta temporada, un total de unos seis jugadores puedan jugar en su categoría y dar continuidad todas las categorías.

Después hemos de reforzar los actuales infantiles, chicos nacidos en 1993 y 1994, con jugadores de la categoría para poder plantear en la asistencia al Torneo Nacional Infantil y en un futuro próximo asegurar una sucesión natural de los equipos superiores hasta llegar a la categoría senior.

En las categoría inferiores tenemos un grupo numeroso de alevines de segundo año, que si se mantiene ya estará bastante establecido, pero nos faltan alevines de primer año (1996) y benjamines (tanto nacidos en 1997 como básicamente en 1998). Las categoría de prebenjamines tiene un grupo fuerte y compacto de jugadores, con garra y ganas de jugar pero siempre es bueno tener muchos chicos ya que a estas edades igual que los tienes los puedes perder.

Conseguir chicos para la escuela debe ser un objetivo de todo el club, de los veteranos, seniors, juveniles, de los socios que no hace años que no juegan o no pisan un campo de rugby, de los jugadores de las categorías implicadas y sus familias. A este esfuerzo colectivo pero individual hemos de unir el trabajo de promoción institucional.

El club ha estado destinando dinero a promoción del rugby en general durante años con resultados más bien pobres o nulos. Este es el primer año en que se están viendo algunos resultados. Creo que ya basta de hacer “el primo” de trabajar para “el rugby” hemos de trabajar para el BUC. Todos los clubes hacen promociones, actividades, van a colegios buscando jugadores para sus clubes, en cambio nosotros somos unos “apóstoles del rugby” y gastamos energía en promocionar de forma “abstracta” nuestro deporte. Necesitamos chicos y chicas para el BUC y los hemos de ir a buscar como BUC o si vamos con otro nombre dirigirlos hacia nosotros.

Otro tema que hemos de tener presente es el de educadores o monitores. Hoy en día tenemos personas que trabajan en la escuela, con unos resultados tanto deportivos como formativos que creo que son bueno, que seguro que pueden mejorar pero que en general son satisfactorios. Sabemos que no serán eternos y que no siempre pueden venir. Por esto creo que es necesaria la implicación de otras categorías en la escuela. No se puede pretender llegar y ponerse a entrenar chicos de diferentes edades sin más. Hay que saber que se quiere enseñar, que se debe transmitir, que se debe pulir. Seguro que hay jugadores que les atrae la idea de entrenar, no pueden pretender hacer uno o dos cursos y que se les de un equipo para experimentar, tienen que empezar desde abajo y tal vez sería una buena cosa empezar con gente que en su día fue su entrenador y al que ya conocen. Esto debe ser el resultado de un compromiso personal.

Bueno, espero no haber amargado las uvas a nadie. Repito

FELIZ 2008

Pep Bada

Partners

Contacte

info@buc.cat

646 63 22 90

Camí de la Foixarda, 20-26, 08038 Barcelona

Instagram  @buc1929 Twitter  @buc1929

Informació

Barcelona Unversitari Club - Rugby